viernes, 26 de noviembre de 2021

La crisis diplomática Francia-UK vuelve a arder tras una carta de Boris sobre migración

La distensión entre París y Londres ha durado poco. El ministro francés de Interior, Gérald Darmanin, ha retirado esta mañana a su homóloga británica, Priti Patel, la invitación a una reunión europea sobre migración en Calais tras la publicación de una carta en la que el primer ministro Boris Johnson propone el regreso a Francia de todos los migrantes que atraviesen el Canal de la Mancha.

El nuevo choque diplomático entre Francia y Reino Unido se produce después de que 27 migrantes murieran el miércoles en un naufragio cuando intentaban alcanzar las costas británicas, y se suma a otra crisis que divide a los vecinos a raíz del rechazo de las licencias de pescadores franceses para faenar en aguas británicas. Ambos países habían hecho esfuerzos durante las últimas semanas para apaciguar las discusiones sobre el tema pesquero, pero la tragedia en el Canal de la Mancha ha vuelto a arrojar gasolina al fuego.

La carta de Johnson, que fue compartida hoy por el primer ministro en Twitter, argumenta que "la Unión Europea ha alcanzado acuerdos de readmisión (de migrantes) con países como Bielorrusia y Rusia" y que un pacto similar también podría firmarse rápidamente con el Reino Unido. "Esta medida tendría un efecto inmediato y reduciría drásticamente, o incluso detendría, los cruces, salvando vidas al romper el modelo económico de las bandas criminales", asegura el 'premier'.

La prensa francesa se hace eco de un mensaje privado de Darmanin a Patel, en el que asevera que la misiva es una "decepción" y que su publicación en abierto empeora todavía más la situación. "Consideramos que la carta pública del primer ministro británico es inaceptable y contraria a nuestro diálogo entre socios", anunció el ministro francés en un comunicado. "Como resultado, Priti Patel ya no está invitada", agregó. Representantes de Bélgica, los Países Bajos, Alemania y la Comisión Europea sí asistirán a la cumbre del domingo en Calais.

Para añadir todavía más leña al asador, los pescadores franceses han lanzado este viernes una operación de bloqueo de puertos y del Eurotúnel para forzar una solución a su conflicto particular. El objetivo, según el presidente del Comité Nacional de Pesca Marítima (el sindicato galo), es interrumpir el tránsito de los navíos de mercancías de Reino Unido en aguas francesas. "Llevamos esperando once meses. La paciencia de los profesionales tiene límites. Esperamos que se escuche esta señal de advertencia", ha señalado Gerard Romiti.



from Mundo https://ift.tt/3nRtCld
via IFTTT

No hay comentarios.:

Publicar un comentario